• CBD

CBD para el dolor: ¿En qué casos funciona?

El uso terapéutico del CBD para el dolor ha sido estudiado con gran interés en los últimos años. Y aunque todavía falta mucho camino por recorrer, ya existe un consenso general en que el CBD tiene un gran potencial como analgésico.

Distintos estudios realizados en Estados Unidos y Europa han determinado que el CBD ayuda a reducir la inflamación de los tejidos producida por golpes o enfermedades. Este es un paso importante en todo tratamiento contra el dolor.

Pero ¿por qué usar CBD en lugar de analgésicos médicos patentados? Cada día crece más el interés del público en encontrar terapias naturales que no tengan efectos secundarios nocivos, como la adicción que acompaña a muchos medicamentos a base de opiáceos.

  1. ¿Qué hace útil el CBD para tratar el dolor?

El CBD es un producto obtenido del procesamiento de la planta del cannabis. A diferencia del THC extraído de esta planta, no posee efectos psicoactivos.

En su lugar, ayuda a reducir la angustia y el estrés, promueve un estado de ánimo relajado, pues estimula la producción de serotonina, molécula responsable del apetito, el sueño y el buen humor.

  1. El CBD potencia los mecanismos anti dolor del cuerpo humano

Observaciones clínicas y testimonios de consumidores han llevado a valorar el uso del CBD para el dolor crónico. El CBD se adhiere a determinados receptores del sistema nervioso, reduciendo su capacidad para transmitir las sensaciones dolorosas al cerebro.

Otros estudios han determinado que el CBD potencia la acción de los cannabinoides naturales producidos por el organismo humano, conocidos como CB1 y CB2.

Los receptores CB1 regulan el pensamiento, apetito, dolor, memoria y emociones mientras que los CB2  controlan el sistema inmunológico. El CBD estimula el sistema endocannabinoide responsable de la producción de los CB1 y CB2, ayudando al cuerpo a sentirse mejor de una forma natural.

También ayuda al mejor funcionamiento de otro sistema regulador del dolor, el sistema endógeno opioide, que participa en el control del dolor y la inflamación en los tejidos.

  1. El CBD y el dolor menstrual

Muchas mujeres estarán contentas de conocer la utilidad del CBD para el dolor menstrual. Especialmente se alegrarán los millones de mujeres se ven obligadas a consumir todos los meses medicamentos analgésicos con fuertes efectos secundarios.

Se ha determinado que el CBD reduce la producción de prostaglandinas, responsables de activar el mecanismo de la inflamación de los tejidos que da lugar al cólico menstrual.

  1. Uso del CBD en migrañas y artritis

El CBD ayuda en el alivio de la migraña, un dolor de cabeza severo que provoca hipersensibilidad a la luz y al ruido, náuseas y gran malestar.

En 2004 el investigador Ethan Russo planteó la hipótesis de que las migrañas son consecuencia de una baja producción de serotonina y endocannabinoides en el cuerpo humano, por lo que el CBD podría ayudar a compensar esta carencia de forma efectiva.

Además, se ha encontrado que también su consumo ayuda a reducir los dolores producidos por la artritis. El CBD reduce la inflamación de las articulaciones, manos y pies vinculada con la artritis reumatoide y la osteoartritis, aliviando el dolor en estas zonas.

  1. CBD y el tratamiento del dolor en pacientes oncológicos

Finalmente, hay que destacar que se están realizando estudios para determinar la aplicación del CBD para el dolor en los pacientes oncológicos.

Principalmente se analiza cómo ayudaría a estas personas a aliviar la sensación de náusea y malestar producida por la quimioterapia, así como los dolores producidos por el avance de los tumores en su cuerpo.

Incluso, hay estudios que han encontrado que el CBD ayuda a ralentizar la velocidad con la que crecen las células cancerosas en próstata, mama y útero.

¡Sin duda alguna en pocos años veremos una creciente industria de analgésicos y terapias anti dolor basadas en el CBD!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.