• Marihuana

¿Cuánto dura el THC en el cuerpo?

¿Debería preocuparte cuánto dura el THC en el cuerpo? Como todo en esta vida, depende. Si te has dejado llevar y tienes análisis o pruebas médicas los días o semanas posteriores, sigue leyendo.

Y es que aunque el efecto psicoactivo se haya esfumado hace tiempo, el THC es detectable en el organismo hasta 90 días después de consumirlo (sí, has leído bien). Pero claro, esto depende de muchos factores: el metabolismo, la cantidad, la frecuencia, el estilo de vida que llevas y hasta el test que hagas. En fin, que a cada persona le afecta de manera distinta y cada situación es diferente.

¿Cuál es el problema? Hay muchas ocasiones en las que te pueden pedir un test de sustancias: en la empresa, al volante, en una competición deportiva o en unos análisis médicos. También es cierto que necesitan el consentimiento de la persona para llevarlo a cabo, pero cuando está el trabajo o la salud de por medio es difícil negarse. Así que al loro con lo que te contamos.

La familia de los cannabinoides

Cuando consumimos marihuana, el THC y el CBD, junto con otros cannabinoides activan nuestros receptores endocannabinoides. Aunque comparten algunos beneficios, sus efectos son muy diferentes. El THC, o Delta-9-Tetrahidrocannabinol es el responsable de las alteraciones en la percepción y estado de ánimo, es decir, el componente psicoactivo de la conocida María.

A diferencia de lo que sucede, por ejemplo, con el alcohol, los tests de sustancias analizan la cantidad de THC en el organismo de una persona y pueden detectarlo mucho tiempo después. Sin embargo, cuánto dura el THC en el cuerpo dependerá de la frecuencia con que lo consumes, tu porcentaje de grasa corporal y el tipo de metabolismo que tengas, entre otros factores.

cuanto-dura-el-thc-en-el-cuerpo

Pruebas más habituales: ¿cuánto dura el THC en el cuerpo?

Existen muchos tipos de pruebas, cuyos resultados dependen del material biológico en el que se basen. Se puede detectar cuánto dura el THC en el cuerpo a través de muestras de orina, sangre, saliva, cabello, sudor e incluso uñas. 

Hay tantas formas diferentes por la manera en que el cuerpo procesa estos metabolitos. Para que te hagas una idea, al darle la primera calada, el THC tardará 9 minutos en estar recorriendo al máximo el torrente sanguíneo, luego en los siguientes 25-30 minutos desciende su concentración y continúa haciéndolo las próximas dos horas. Sin embargo, no se van sino que se extienden por los tejidos y se procesan en el hígado dejando así metabolitos por todo el cuerpo que pueden tardar en desaparecer. 

Además los cannabinoides son componentes liposolubles, por lo que se depositan en las reservas de grasa corporal. Como los lípidos son moléculas que el cuerpo libera más lentamente, el rastro permanece durante más tiempo, sobre todo en los consumidores más asiduos.

Tipos de pruebas y cómo funcionan

Las pruebas más frecuentes son:

  • Análisis de orina: si le has dado unas caladas puntuales a una marihuana con THC, te lo pueden detectar de 1 a 6 días después. En cambio si lo haces con cierta frecuencia, la prueba te delatará durante los quince días siguientes. Y ya si consumes habitualmente o llevas una temporada dándole duro te puede aparecer hasta un mes más tarde.
  • Análisis de saliva: el terror de los conductores, y es que esta prueba es capaz de detectar el THC hasta 24 horas después de ingerirlo o fumarlo.
  • Análisis de cabello: pueden encontrar THC entre 7 a 10 días después de su consumo. De esta te salvas por un pelo.
  • Análisis de sangre: la verdad que este solo encuentra a los fumadores más asiduos, porque entre las 3 a 12 horas siguientes el rastro desaparece. Aunque si consumes todos los días te lo puede detectar hasta 48 horas después.

Factores que ayudan a agilizar la eliminación

Estas pruebas están diseñadas para detectar una cantidad mínima. Aunque para pasar estos controles, lo mejor es mantenerse alejado del THC, hay algunas acciones que puedes adoptar para ayudar a tu cuerpo a eliminarlo.

Una opción es beber mucho líquido, aunque si te pasas, también saltará en la prueba, ya que una orina demasiado diluida podría invalidar el test y hasta considerarse como un positivo. 

Sudar también ayuda. Ya sea corriendo, nadando o subiendo un puerto de montaña en bici. Hacer un buen detox del cuerpo permite liberar la grasa más rápidamente y por lo tanto la prueba del delito desaparecerá antes.

Reduce el riesgo: disfruta el CBD

Puedes probar algunos de estos consejos u otros que podrían ser incluso menos éticos; o bien disfrutar de la marihuana y sus beneficios sin correr riesgos innecesarios

La nota del THC puede ser en ocasiones divertida, pero lo cierto es que hoy tenemos alternativas que no te alteran la conciencia ni el estado anímico. Gracias a los métodos de cultivo que garantizan semillas y cogollos libres de THC, puedes sentir ese relax de viernes que tanto necesitas, sin que te dé un buen pelotazo ni tener que arriesgarte a pasar un mal rato con los tests de sustancias. 

El CBD tiene propiedades que te ayudarán a descansar mejor y relajarte después de una jornada intensa, prescindiendo de los efectos psicoactivos del Tetrahidrocannabinol. Además, tiene propiedades anticonvulsivas, antiinflamatorias, antipsicóticas y antiespasmódicas. Todo esto ha permitido que se presente como una alternativa terapéutica(1) que ha demostrado buenos resultados en el tratamiento de diferentes afecciones como la ansiedad o la epilepsia. 

Ya sea como aceites, flores o resinas, tienes todo tipo de productos de CBD de variadas concentraciones que se adaptan a las necesidades de cada uno. 

¿Lo mejor de todo? Es un producto regulado, sabes qué estás usando en todo momento, te olvidas de las preocupaciones de cuánto dura el THC en el cuerpo, y no necesitas ninguna excusa para usar y disfrutar del CBD en tu día a día.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.