• CBD

¿Qué es el CBD o cannabidiol?

Quienes están interesados en entrar al mundo del cannabis deben empezar por conocer qué es el CBD o cannabidiol y sus cualidades particulares entre las diversas sustancias que conforman la química de esta planta.

El (CDB) es un compuesto presente en la resina de la flor del cannabis y su fórmula es C21H30O2.

Se trata de uno de los más importantes entre los 113 compuestos químicos fitocannabinoides presentes en esta planta. 

  1. Propiedades del CBD

El CBD ha atraído el interés de los científicos por sus cada vez más conocidas propiedades terapéuticas y beneficios para la salud mental y física de sus consumidores.

Destaca particularmente que es un compuesto seguro para quien lo consume y no tiene propiedades psicoactivas ni provoca adicción.

Pero ¿qué es el CBD desde el punto de vista fisiológico? Se trata de un antagonista del tetrahidrocannabinol o THC.

Esto significa que mientras el THC es un poderoso psicoactivo, el cannabidiol actúa como un relajante y supresor de la ansiedad. De hecho, el CBD puede reducir o neutralizar sus efectos en el cuerpo y cerebro.

Esto es importante si consideramos que el objetivo de los investigadores y de los consumidores de cannabis es darle un uso terapéutico sin los efectos psicoactivos que puede tener el cannabis.

  1. Aplicaciones terapéuticas del CBD

Para comprender mejor qué es el CBD, en los últimos años han aumentado los estudios científicos sobre esta sustancia. Y aunque no son suficientes en comparación con otros químicos de origen natural, ya se puede hablar de importantes conclusiones que apoyan su uso médico.

Por ejemplo, se ha comprobado su utilidad para reducir el dolor que acompaña a varias enfermedades autoinmunes que provocan inflamación, como la artritis reumatoide y la osteoartritis.

También tiene aplicaciones en el alivio de síntomas de afecciones neurológicas como la esclerosis múltiple, demencia, Alzheimer, Parkinson y lesiones cerebrales causadas por derrames y traumas.

Otros estudios apuntan a que el CBD ayuda a la formación de nuevas células cerebrales en mamíferos adultos. Esto sería un factor clave para el combate de enfermedades degenerativas o lesiones en el cerebro.

Otro uso prometedor del CBD se encuentra en el tratamiento del Trastorno de Ansiedad General (TAG) y sus variantes, así como el Síndrome de Estrés Postraumático y la depresión.

En general, el CBD ha demostrado un gran potencial para ayudar al cuerpo a reducir la inflamación, principal factor que influye en el dolor crónico o en los problemas de cicatrización de los tejidos dañados por lesiones o enfermedades.

  1. Una molécula especial

Algo que ha quedado claro al estudiar clínicamente qué es el CBD y cómo actúa es que estimula la producción de endocannabinoides por parte del cuerpo humano.

Los endocannabinoides participan en el control del dolor, regeneración de tejidos musculares y óseos, funcionamiento del sistema inmunológico, digestión, el estado de ánimo y el control de la inflamación, entre otros procesos.

A raíz de la aceptación de que el cuerpo posee este sistema y su relación con las enfermedades es que se ha podido entender mejor la utilidad terapéutica del cannabidiol.

El sistema productor de endocannabinoides suele fallar ante la presencia de enfermedades y el CBD ayuda a mejorar su funcionamiento en estos casos.

En 2010 se descubrió que puede proteger al sistema nervioso central contra el avance de algunas enfermedades neurológicas, así como ralentiza el crecimiento de células cancerosas en cerebro, próstata, útero y mama.
En resumen, cada año se entiende mejor qué es el CBD y se allana el camino para su inminente legalización y uso terapéutico en todo el mundo.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.