• Marihuana

Las diferencias sobre la marihuana y el hachís

El cannabis puede ser consumido dentro de una amplia diversidad de maneras, entre las cuales, predomina el humo de flores disecadas o resina de hachís. En principio, hay que decir que ambos son parte de la misma planta, diferenciándose en forma y concentración de psicoactivos en su consumo.

Para quienes se están iniciando en el mundo de la marihuana y sus variedades, puede que la jerga resulte un poco complicada de asimilar. Por lo que, trataremos de brindar mucha claridad en lo que diferencia marihuana y hachís.

¿De dónde vienen el hachís y la marihuana?

Aunque provienen de la misma planta, los cogollos de cbd son directamente extraídos de las flores secas del cannabis. Mientras que, el hachís se obtiene de los cristales que se distribuyen por el exterior de la planta en forma de rocío; estos cristales, contienen una especie de resina que se separa de la planta, compactándose en grandes cantidades para su comercialización.

El hachís es la resina de cannabis en una forma pura y concentrada que contiene elevados niveles de THC. Siendo un derivado del proceso que se lleva a cabo dentro de grandes trituradoras que separan la resina de la hoja; pasando los pequeños granos de resina por un tamiz que los convierte en polvo que se va pegando gracias al aceite natural de la planta.

Niveles de THC entre la marihuana y el hachís

Uno de los principales hechos que diferencia marihuana y hachís tiene que ver con la potencia de sus efectos en el organismo. Esto viene dado, gracias a que en la marihuana su potencia viene dada por características naturales; las cuales, dependen del cultivo de su flor, variedad de la cepa, humedad, frescura y diversidad de aspectos del cultivo.

Los niveles normales de THC en la marihuana se encuentran en rangos entre 25-35% de su composición total. Cuando, en el hachís, la concentración de THC oscila entre un 25-80%, dejando un margen más que amplio en cuanto a potencia.

Por lo que, muchos conocedores de la materia tienden a afirmar la potencia del hachís sobre la marihuana como un hecho que depende de la fabricación. Observando que, si el proceso de fabricación del hachís es óptimo, sus niveles de thTHCc triplican los niveles encontrados en marihuana de alta calidad.

Otro aspecto fundamental que diferencia marihuana y hachís es el precio con el que son comercializados. La calidad es un aspecto que se tiene en cuenta en ambos productos, y que afecta directamente el precio del producto terminado. Esto hace que el hachís suela costar el triple que algunos de los cogollos más populares de marihuana.

Efectos secundarios del hachís

Por último, otra cosa que diferencia marihuana y hachís tiene que ver con los efectos secundarios que se producen por el exceso y cantidad de consumo. Presentándose la pérdida o afectación de la memoria a corto plazo de quienes consumen el hachís frecuentemente.

También, los estados de paranoia y ansiedad que son producto de elevados niveles de THC en el organismo, pueden ser causados por el hachís. Esto se debe a que, al introducir al cuerpo una cantidad de psicotrópicos tan elevadas, algunas personas entran en un estado intenso de alucinaciones. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.